EL único río de Europa que desemboca en cascada

El río Xallas traza en su último tramo una catarata de más de 30 metros.
EL único río de Europa que desemboca en cascada

La historia reciente de la cascada del río Xallas en el Ézaro es la crónica de un extraordinario fenómeno natural que fue muerto y luego resucitado. Veamos: la caída que traza el Xallas en el momento de su desembocadura en el Atlántico es probablemente única en todo el Viejo Continente, pero la construcción de un embalse aguas arriba acabó con ella en 1986. Hubo que esperar hasta agosto del año 2000 para que, tras la movilización de colectivos de la Costa da Morte (principalmente la Asociación Neria), la Xunta de Galicia y la central hidroeléctrica Ferroatlántica llegasen a un acuerdo para abrir la presa durante determinadas horas de la semana y permitir así retornar a su estado natural este exclusivo espectáculo: el agua fluvial cae libre por las rocas graníticas hasta dar al océano. Hoy, y desde abril de 2011, el último trecho del río entre el embalse de Santa Uxía y la cascada del Ézaro, está abierto de manera permanente al habérsele devuelto su caudal ecológico.

El río Xallas llega al mar tras recorrer 64 kilómetros desde su nacimiento en Monte Castelo a 440 metros de altitud (y pasar por los municipios de Coristanco, Santa Comba, A Baña, Zas, Mazaricos y Dumbría). En su último tramo alcanza un once por ciento de pendiente, encajonado en el mítico monte Pindo y finalmente desemboca en el Ézaro con una caída de más de treinta metros. Sorprendió a Murguía (“el bronco rumor de la corriente que se despeña desde la altura”) y al Padre Sarmiento quien en 1745 describe la impresión que le causó esta cascada y se refiere al pozo de inmensa profundidad que forma sobre las aguas, levantando como un monte de espuma. Ese pozo recibe hoy el nombre de Coadoiro, y alcanza los 16 metros de hondo, origen de varias leyendas.

(El capítulo completo y más singularidades de Galicia, en el libro Galicia en cen prodixios, de Henrique Alvarellos (Edicións Xerais, 2004))

19154 lecturas