Emigración y Cáritas Ourense firman su colaboración en la integración sociolaboral de los inmigrantes extracomunitarios

El convenio, rubricado por Santiago Camba y Miguel Ángel Pérez de Juan, contempla un programa de acogida, formación e información, y otro de acceso a vivienda en régimen de alquiler.

En el caso concreto del acuerdo ourensano -y a diferencia de otros similares de Galicia- se reservan seis plazas de acogida para inmigrantes desplazados desde Canarias, Ceuta y Melilla.

Listen to this page using ReadSpeaker

El Secretario Xeral da Emigración, Santiago Camba, y el director de Cáritas Diocesana de Ourense, Miguel Ángel Pérez de Juan, firmaron esta mañana en la sed de esta última entidad un convenio de colaboración para desarrollar actuaciones de atención integral dirigidas a personas extracomunitarias inmigrantes.

El acuerdo estipula dos grandes ejes de actuación, el primero de ellos centrado en la acogida, formación e información jurídica y sociolaboral. La primera de las actuaciones previstas es la acción formativa de los adultos inmigrantes, mediante el aprendizaje del castellano y gallego, programas de transición de la escuela al trabajo, y fomento de la formación profesional cualificada.

Las actuaciones de acogida, información jurídica y sociolaboral incluyen acciones como informar al colectivo beneficiario de los trámites a realizar dada su situación administrativa; paliar dentro de lo posible los casos de especial vulnerabilidad, incluyendo servicios temporales de alojamiento y mantenimiento; apoyo a las necesidades más acuciantes en aspectos como ropa, asistencia sanitaria, alimentación, y otros, que se consideren estrictamente necesarios; promover la inserción laboral de los extracomunitarios; y apoyo laboral activo mediante la intermediación entre el mercado y las personas beneficiarias del programa.

Una especificidad relevante del convenio firmado hoy con Cáritas Diocesana de Ourense es que esta entidad pondrá la disposición de esta actuación conjunta un total de veinte plazas de acogida, de las cuales seis podrán ser reservadas por Emigración para el desarrollo del programa para la atención humanitaria y acogida en la península de inmigrantes procedentes de Canarias, Ceuta y Melilla. En el caso de estas personas, el convenio contempla servicios complementarios, entre ellos orientación individualizada de las posibilidades reales de inserción, formación en habilidades sociales y lingüísticas, información sobre retorno voluntario, o análisis médico y social.

Ayuda al alquiler
El convenio contempla que la entidad social prestadora de los servicios desarrolle otro programa fundamental, lo de acceso a la vivienda en régimen de alquiler, un asunto que resulta especialmente complejo para las personas inmigrantes. La desconfianza existente en algunos arrendadores hace que, en muchas ocasiones, los inmigrantes extracomunitarios encuentren dificultades añadidas a las inherentes la una cultura y lengua diferentes, en el complicado proceso de busca de vivienda.

Para paliar en la medida del posible ese atranco entre aquellos inmigrantes que ya han conseguido medios propios de subsistencia pero se encuentran estas resistencias, Emigración asume un coste total máximo por vivienda de 2.550 euros totales por actuación, de los que por lo menos la mitad han ser destinados a los gastos corrientes del propio alquiler, incluyendo fianzas.

El convenio estipula que el número de personas por vivienda será de un mínimo de 4 y máximo de 6, aunque se podría superar esta cifra de manera extraordinaria cuando consten vínculos familiares u otras circunstancias excepcionales, o la capacidad de la vivienda sea acomodada para más integrantes. En cualquiera caso, una misma persona no podrá nunca ser beneficiaria del programa más de una vez, ni una misma vivienda podrá ser objeto de la actuación en más de una ocasión.

Setenta mil euros
Para la consecución de los objetivos del convenio hoy firmado, Emigración aporta un total de 70.000 euros con cargo a los presupuestos de la Comunidad Autónoma en su presente ejercicio de 2011, y Cáritas asume los recursos materiales, y parte de los humanos, necesarios para hacer efectivas las actuaciones.

El acuerdo será publicado en el portal web corporativo de Emigración, www.galiciaaberta.com, y tiene vigencia por el presente año natural, es decir, finaliza el 31 de diciembre de este 2011, aunque las actuación que Cáritas Diocesana haya desarrollado desde lo 1 de enero este año pueden ser objeto también de la ayuda.

El convenio estipula, en cualquiera caso, que su firma no implica “relación laboral, o de cualquiera otra naturaleza, entre las personas o profesionales que desarrollen las acciones que constituyen objeto del convenio, y la Secretaría Xeral da Emigración”, organismo que al mismo tiempo podrá comprobar en todo momento el cumplimiento, por parte de Cáritas, de los deberes laborales y de aseguramento del personal por ella contratado.

Siete años colaborando
Cáritas es una entidad inscrita del registro de prestadoras de servicios sociales que bien colaborando con la Xunta desde el año 2004 en la materia específica de acogida básica y atención integral a inmigrantes. Asimismo, ven colaborando desde el año 2007 en el desarrollo del programa que facilita la el acceso a vivienda en régimen de alquiler dirigido específicamente la inmigrantes.

Concretamente, en la firma de hoy estuvo el director de la delegación del ámbito geográfico de Ourense. Esta entidad social asiste las necesidades de los más desfavorecidos entre los de los 16.711 extranjeros que estaban empadronados en la provincia a 1 de enero de 2011, según datos del INE.

1115 lecturas